jueves, 22 de noviembre de 2012

ELWAKY: tras una entrevista en radio

Reproducimos la nota publicada en vociferarte... "tras las huellas del arte" en el blog que, ademas incluye el registro de audio. Gracias Sergio y Franz. La entrevista pueden encucharla en

 http://www.ivoox.com/titeres-elwaky-audios-mp3_rf_1591364_1.html

Títeres Elwaky

El viernes 16 del noviembre tuvimos la oportunidad de entrevistarnos con parte del “Colectivo KATARI”, más propiamente con las integrantes de la compañía de “Títeres ELWAKY”, ellas son Carmen y Alexia, pero además tuvimos la gran oportunidad de cruzar algunas palabras con un tercer integrante que se apareció de sorpresa, ya que no sabíamos que iba ha venir, él era “CACHITO” uno de los títeres de esta compañía y que nos demostró como era en esencia un niño en el común del día a día.

Entre los tres nos hicieron más amena la noche del viernes ya que por una parte Carmen y Alexia respondían a nuestras consultas y por la otra CACHITO nos las evadía todas, a lo mejor, como cualquier niño lo haría. La compañía de Títeres ELWAKY siente que a la hora de poner en escena una de sus presentaciones se encuentra una interacción entre el público y los títeres propiamente dichos. Esta relación sería tan mágica, que luego de algunos minutos los niños –que son el público— se olvidan de que tras el títere hay una persona que hace toda la trama y que da vida al personaje titiritezco, el mismo que en un determinado momento es uno más al interior del grupo de niños, los cuales sienten, ríen y lloran con las aventuras o desgracias que le pasan al títere que están espectando.
Carmen y Alexia nos mostraron que tras el escenario del títere existe otro mundo, el cual esta lleno de emprendimientos, de proyectos, en suma, de otra forma de practicar la vida en comunidad.

Títeres ELWAKY es solo una de las partes de toda la comunidad que conocemos con el nombre de “Colectivo KATARI”, una asociación que reúne a varias de las distintas expresiones que conocemos dentro el universo de las artes. Además, Títeres ELWAKY nos explicó que en realidad los títeres de alguna forma solo reflejaban la realidad de nuestra sociedad, y que esa forma estaba muy llena de parodia.

Las sociedades que saltan al siguiente nivel, deben tener la capacidad de poder reírse de sus realidades, de sus virtudes y de sus defectos. Desde el VociferARTE… tras la huellas del arte, esperamos que Títeres ELWAKY siga parodiando nuestras realidades y cotidianidades, para en un momento poder reírnos de ellas, sin tener que sentirnos necesariamente ofendidos.

domingo, 18 de noviembre de 2012

El 2012 para los titeres Elwaky

Intentando balancear lo bueno y malo del 2012, sin duda que el premio mundial otorgado a nuestra entrañable camarada, compañera y directora... ha definido la balanza para decir que éste fué el mejor de los años para los títeres Elwaky... y quien sabe si para todos titeres bolivianos.

Reproducimos una nota de prensa que... mejor que ninguna, refleja nuestros ideales.

CARMEN CáRDENAS OBTUVO EL PREMIO INTERNACIONAL “MUJERES TITIRITERAS DE CORAJE”

Títeres: imaginación y compromiso

Por: Mijail Miranda Zapata | 06/05/2012


Hace algunas semanas, la editorial Yerba Mala Cartonera lanzó una convocatoria con el afán de homenajear a aquellas mujeres que, sin tomar las armas y desvinculadas de cualquier contexto histórico, luchan diariamente haciendo del mundo un hogar mucho más habitable. Mujeres que, sin esperar el llamado de la catástrofe ni de insanos protagonismos, despiertan conciencia, alimentan esperanza y construyen futuro. Anónimas o no, estas mujeres son imprescindibles, como diría Bertolt Brecht. Una de ellas, Carmen Cárdenas, recibió el pasado sábado una importante distinción internacional.

Conocí a Carmen en una gira que realizaba su elenco, Títeres Elwaky, por el occidente boliviano. Breves encuentros en Oruro, Llallagua y Siglo XX, el mismo centro minero en el que nació hace más de 40 años, dibujaron en mi memoria la imagen de una diminuta mujer, llena de coraje y determinación, de personalidad imponente y mirada fulgurante. “Regreso después de 30 años, nada ha cambiado”, me diría a secas y sin sentimentalismos. Amortiguada respuesta, ante una realidad que demuestra que todo ha empeorado. Más desempleo, más abandono, más hambre, y sobre todo una trepidante e incontrolable contaminación. Y así, Carmen Cárdenas recorre con el mismo entusiasmo y calidad escenarios tan diversos como el desvencijado coliseo de una desolada población minera, los avejentados teatros cochabambinos y más allá de nuestras fronteras, en Perú, Argentina y Alemania. Junto a Grober Loredo fundaron en 2002 el elenco titiritero que en sus 10 años de vida ha brindado más de 2.000 mil funciones. Cachito y sus amigos, El regreso del lobo, El vestido de Amelia, Historia de primavera, Choloman y el pirata, Desde los sueños, son algunas de las obras que nuestros niños han tenido la suerte de ver, tanto en las funciones organizadas en el Parque Vial como en las seis versiones del Festival Internacional de Títeres que, junto al Colectivo Katari, fundado por la propia Cárdenas, organizan en nuestra ciudad. El reconocimiento brindado por la UNIMA (Unión Internacional de la Marioneta) es sin dudas merecido. Greta Bruggeman (Compañía Arketal), en representación de una delegación francesa postuló a nuestra compatriota al premio internacional “Mujeres Titiriteras de Coraje”. Posteriormente la propuesta sería ratificada por Tamiko Onagi, presidenta de la comisión para la Mujer de la organización internacional.

Queda claro que el verdadero orgullo nacional está lejos de Promociones Gloria y Marcelo Mártins. Este orgullo e identidad nacional se forjan desde lugares desconocidos como La Casa del Primer Chanchito (sede del Colectivo Katari) o el pequeño anfiteatro del Parque Vial. Este orgullo nace en las pequeñas luchas de la cotidianidad, en los intentos por recuperar los espacios públicos para las expresiones artísticas, en la confrontación directa contra los abusos de la autoridad. Ese es el mérito de Carmen Cárdenas y su elenco. Títeres Elwaky regala sonrisas e ilusiones a nuestros niños.

¿Sería mucho pedir que nuestras autoridades también reconozcan el esfuerzo de nuestros artistas y dejen de imponer restricciones a sus labores?¿Es descabellado solicitar al personal de la Honorable Alcaldía Municipal que de una vez por todas permita -ni siquiera colabore- al Colectivo Katari iniciar la construcción del primer teatro de títeres en Bolivia? Con autorización o sin ella, estamos seguros de que pronto podremos ver a “Malaquito”, entrañable títere de Cárdenas, en un escenario como él, y toda la alegría que entrega. Se merece.

revolucionkbx@gmail.com

sábado, 3 de noviembre de 2012

Libros y titeres... Elwaky

Por cuarto año consecutivo, tenemos la suerte de participar -invitados por unas u otras entidades- de las Ferias Nacionales o Internacionales del Libro que se realizan en varias ciudades de nuestro país.

Estos han sido espacio de difusión de nuestro trabajo artístico y educativo que nos ha permitido:

a) experimentar diferentes metodologías (ligadas a los títeres) para la promoción de la lectura;
b) llevar a escena obras (literarias) de diferentes autores nacionales;
d) poner en escena nuestras obras... sin modificación alguna.

En general -tomar una u otra de las opciones- ha estado ligada al tamaño de presupuesto que ponían a nuestra disposición las entidades interesadas en nuestros servicios.

Como es habitual, cualquier elenco que se precie de mas o menos serio, cuenta con un repertorio de obras disponibles de manera inmediata. Obras con las que participa de presentaciones, giras, festivales... etc. Las presentaciones con obras de dicho repertorio suelen tener una precio definidio con anterioridad...

Por su parte, la solicitud de "servicios especiales" -en el caso de las Ferias- suelen estar ligados a la adaptación y puesta en escena de obras literarias o, a la aplicación del títeres para promover la lectura.

Este tipo de solicitudes, por su caracter, responden a requerimientos específicos y de corto alcance; no tienen la posibilidad de ser aplicados fuera del marco del evento. 

Entonces, las "solicitudes especiales", ameritan un esfuerzo previo (producción, adaptación, construcción, ensayo, etc) que es preciso ser recuperado en la propia actividad... dado que es poco probable que el servicios vaya a ser requerido dem anera masiva por otras entidades.

Este caracter del trabajo es el que explica la diferencia de precio entre presentar una obra con la que ya se cuenta en repertorio y el trabajo que se pide de manera especial para el evento.

Ahora, por el prestigio que van ganando las -Ferias del Libro en nuestro país, es preciso que los espectáculos de títeres sean de alta calidad. Que sean trabajos pensados en temas que van mas allá del cotidianos o -mas aún- "distanciados de la animación". Algunas veces, por falta de información o escasos recursos, algunas instituciones han cometido el desliz de contratar animadores de cumpleaños... y así les fue.